Nuestra Independencia 2009

Releyendo mi post del año pasado relativo a esta festiva celebración nacional, en la cual todavía no encuentro que es lo que celebramos, debido a que somos mas dependientes que nunca, si bien no de España, si de la clase política de nuestro país que esta haciendo con la economía y consecuentemente con nosotros lo que se le viene en gana en búsqueda exclusiva de sus propios intereses que por no encontrar un calificativo menos fuerte les denomino INDIGNOS.
Mas quiero ser honesta, la clase política de nuestro país ha llegado a serlo gracias a
una gran clase temerosa y convenenciera en la cual estamos incluidos la gran mayoría de los mexicanos que pudiendo actuar y con conocimientos académicos, nos quedamos en la zona de confort y de “minoridia”, es decir padecer de no tener la menor idea de lo que pase, pero eso si bosquejamos lo que nos afecta para no confrontar asl sistema o sin alzar la voz y decir, hasta aquí cantaste Nicanor, se te acabo el mariachi.
Y es que para celebrar este 15 de septiembre lo he iniciado viendo por TV (de paga, “Propuesta de 4% de impuesto adicional”, determinado si, por los del Club de Hinchemos nuestros Bolsillos a cuenta de México).
Vi en toda su majestuosa persona tamaño cinemascope, al Dr. Carstens, Secretario de Hacienda, no lo vi retorcerse ni inmutarse ni incinuar gesto alguno, ni alterar su voz al hablar y hablar de lo mismo, casi como en susurro, mientras lo increpaban, le debatían y hasta lo insultaban, con poco esfuerzo, el cual era, sin embargo mayor, que el que él tenia, con esa carita de querubín de talco Mennen olor gaviota partida, el Dr,Carstens seguía diciendo y diciendo, recibiendo tarjetitas de sus apurados asesores y consejeros, que trepados y sentaditos detras de tan imponente figura, situados en la máxima tribuna del país, buscaban frases congruentes para ese hombre tan bien alimentado que afortunadamente no ha recurrido a la ya mexicanisima frase de: “apretémonos el cinturón”, puesto que por ser de su mismo tamaño asumo que el, como yo, no puede usar cinturón alguno, mas bien elastiquito o en su masculino caso, tirantes, que espero le apreten su zona sur corpórea, para ver si así reacciona.
Dicho todo lo anterior, después de desahogar mis bajas pasiones acerca de ese gran hombre de pesadas intensiones, procedo a un análisis mas racional, si es posible.
Sabina Berman la gran periodista mexicana le pregunto astutamente a Jesús Silva Herzog Flores ex de Hacienda, ex de Turismo, etc... directamente le disparó.: “¿Que hemos hecho mal en México?”o mejor aún “¿Que han hecho bien los otros países?”, la cara de Silva Herzog se volvió un poema, no sabia si ser congruente con sus conocimientos o ser congruente con el sistema que lo ha cobijado, finalmente no dijo nada, se revolvió y Sabina le perdonó la vida increíblemente.
Y es que si volteamos a ver a Brasil con Lula y su nula preparación académica y roce internacional, hasta con dedos de menos en una mano, Lula la está haciendo my bien para regocijo de los brasileños, y de ser nuestro hermano pequeño, ahora le vamos a pedir consejo a Petrobras, y va directamente Calderón el Breve, es decir no cualquiera.
Silva Herzog nos afirma que al final de éste año México será el país más afectado en su PIB de un -10.4% sólo arriba de Haití…..SI…..HAITÍ el país más pobre de América.
Si los gestores legislativos de éste país se autodeterminan, como lo han propuesto, un aumento de un 10% en dietas directas, indirectas y otras prestaciones y con esto, el famoso pacto de que nadie ganaría por sobre el sueldo del presidente se va al caño.
Si en su primera etapa de su período presidencial Calderón se dedicó a darle guerra al narco por convicción y de paso para mejorar las relaciones con nuestro hermano mayor USA, y perdió. Porque aunque les ha dado lata a los narcos, ellos se han cobrado con creces, han sabido donde devolvérselas y profundamente.
En este segundo lapso, el presidente ha presentado cambios en el gabinete, recurriendo a personas que en algunos casos han comprobado su ineficacia y falta de efectividad en las mismas áreas a donde regresan.
Si todo esto se junta con una disminución de la base impositiva, aumento de las tasas y creación de nuevas contribuciones, cuando cualquiera sabe que para reactivar la economía se hace exactamente lo contrario. Si esto se da así, es obvio que Sabina Berman sabía la respuesta a su pregunta, la cual sólo realizó para demostrar que sabe qué y tiene con qué.
Yo por lo pronto me visto de luto y reclamo mi independencia de la clase política del país, se que navegar en solitario es como el salmón que nada hacia arriba, más no dejaré de pagar mis impuestos (Dehesa dixit), pero eso si, utilizare todos los medios posibles y legales para proclamar que ya estuvo suave.
Que pongan a dieta a Carstens, los gastos de la presidencia de la republica, de los legisladores de ambas Cámaras, del área de la Justicia, pero de los Magistrados del Tribunal Superior, quienes con sueldos y prebendas escandalosos merecen ser obligados a renunciar o a devolver mínimo la mitad de su sueldo, con eso ya amarramos más que con los nuevos incrementos.
Y ahora ¿Quién podrá defendernos?.......Sólo se podrá recuperar lo perdido, cuando los mexicanos nos pongamos al grito de guerra.
Mientras tanto los indignados con los políticos, los monopolios, los inversionistas de la Bolsa de Valores que no pagan impuestos por ganancias relativas, los vivales, los que realizan piratería y hasta con todos aquellos que viven del erario público, incluyendo profesores universitarios especialmente los investigadores y estudiantes de instituciones públicas quienes son los indicados para darnos propuestas viables para la mejoría de este respiratorio problema que tiene el país (¿recuerdanque según nuestro robusto querubin sólo tenpiamos un catarrito?), busquemos opciones claras y hagámoslas valer.
Pensemos que la mejor manera de celebrar el Bicentenario de nuestra Independencia de España es mejorando los valores de nuestar sociedad y la economía de este país.

Consejos Solicitados

Queridos amigos todos, lectores asiduos o eventuales de este espacio, deseo agradecerles profundamente su tiempo para venir a mi rincón y leer acerca de mis vicisitudes con las organizaciones creadas por el ser humano que a la vez encadenan al ser humano a las maneras y formas de las organizaciones, recomiendo ver la “Maquina del Tiempo” de Charles Chaplin para captar plenamente el sentido de mi pesar.
Y es que no voy a decirles nada nuevo, más no por no serlo deja de afectarnos, es decir, que algunos todavía nos resistimos a asimilar ciertas situaciones, aunque los demás nos tomen por tercos, locos o testarudos.
No me conformaré a que me asignen cosas que no he pedido y que en todo caso ni siquiera requiero, se preguntaran, ¿Entonces si las requiere aunque no las pida, las acepta?, pues tampoco, pero queda ahí la posibilidad de cierto uso eventual en lugar de un penoso camino de lucha contra el sistema.
Claro, que esto, lo de la utilidad es lo menos usual.
Encarrilados con el tema, ya no exclusivo de Banco Santander sino de sus otros fraternos bancos pillos, regreso a mi teoría de que hay un contubernio evidente entre los ejecutivos de un banco que tienen acceso a toooooodos nuestros datos –algunos de los cuales ni nosotros nos acordamos de ellos- y los ejecutivos de ofrecimiento telefónico de servicios hospitalarios, automotrices, prestamos, viajes con ventaja agregada y la inefable tarjeta de crédito, que ya no les importa que uno tenga tres tarjetas del mismo banco, ellos te colocan la cuarta.
Existen medios para defendernos, el que uno se arme de valor y tenga más paciencia, más carácter férreo y más mal vocabulario que ellos para insistir, desgarrarse y hablar sin respiración hasta que ellos te cuelgan la bocina.
Segundo, escribir cartas a todos los involucrados con copias hasta a Casterns “el robusto” y Guillermo “el sudado”, quienes parecen mucho mas serviles a los intereses de los empresarios que a los del pueblo común más nunca corriente como una servidora, conste que lo de robusto no lo digo como discriminación, pues quien me conoce sabe que me doy de cachetadas con Casterns en la báscula, más si me siento ofendida de que un ser de nuestra talla no responda en concordancia cerebral a lo corporal; así mismo podemos dirigirnos nuestro diputado federal correspondiente, en el caso de saber quien es y poder encontrar dirección predial o electrónica al cual dirigirle nuestra situación,.
Tercero, búsquese a un ejecutivo bancario con ganas de ayudar, eso ya es casi un milagro, pero puede suceder, sé que esto no es fácil, más funciona, no lo encontrarán a la primera ni a la segunda, pero cuando lo encuentren NO LO SUELTEN, es más necesario en esos tiempos un ser que pueda intervenir por nosotros ante el sistema bancario informático manipulado por manos peludas, que un medico en una apendicetomía.
Cuarto, paciencia, insistencia, persistencia y todo lo que termine en encia, incluyendo Espergencia, quien es protagonista de una de mis canciones favoritas de Chava Flores, lo cual no tiene nada que ver con el tema, más la menciono como una capsula colorida.
Quinto, no sentirse que ellos pueden más que uno, finalmente uno puede cancelar la tarjeta sin tener que liquidar el saldo de golpe, se sigue pagando de la misma manera.
Sexto, comentar todo esto entre amigos, conocidos y desconocidos que se topen con uno y tengan cara de “alguien me torció”, si somos muchos los que nos juntamos, nadie podrá detenernos.
Séptimo, contratar el servicio de identificación de llamadas de otra organización pílla como lo es Telmex, más por 25 pesos mas IVA al mes, uno puede ver desde que número le llaman y si inicia con 555 y usted no conoce a nadie del DF con el resto del número, o si inicia con 818 y no conoce a nadie de Monterrey con ese número, o dice número privado, NO CONTESTE, multiplíquese por cero y aprenda a no oír la llamada del descarado e infame mundo bancario.
Octavo seguir acudiendo a este rincón quien sin tener titulo oficial alguno y menos tener jugoso subsidio oficial para existir en pro de la situación de los clientes de la banca, me uno a ustedes, comparto mis experiencia, les doy mis tips y cuando menos se sienten cobijados por el consuelo ajeno.

P.D. El sabado 5 de septiembre del 2009 quedará marcado en mi vida como la noche que vi jugar a la selección mexicana de fútbol profesional como si fuera un conjunto de brasileños con italianos y uno que otro francés.
Se olvidaron de que estaban en tierra ajena, que era pasto sintético con fondo de cemento, les dijeron que valían y se lo creyeron, les salió el pundonor, cosa difícil, pero ahora veo que posible, “MI” Cuau, al que le he dicho de todo durante años, lo hizo como un buen representante de su barrio y los barrió; el Gio jugó atontado por Belinda y como que de pronto se inspiró en algún franelero recuerdo y tronó la portería contraría; al Guille le salio lo mexicano naturalizado y ayudado por ese jugador puma de Benemérito apellido – Juárez – que corrió, pasó, dribló, se las puso donde se requería; Guardado que andaba ídem y sólo entró para decirles a los ticos que aquí estaba.